• 2 kg de carne de cabra
  • 1 cabeza de ajos
  • 2 Cebollas grandes
  • 1 tomate maduro
  • Pimiento rojo
  • Laurel
  • Tomillo
  • Orégano
  • Sal
  • Aceite
  • Cominos
  • Pimentón
  • 750 ml vino blanco

Lavar bien la carne y quitar la grasa que pudiera contener

Poner en una olla, con abundante agua, una cucharadita de sal, unas ramitas de tomillo y orégano, y 2 hojitas de laurel, y dejar hervir a fuego moderado, durante unos 30 minutos

Pasado este tiempo, retirar del caldo y pasar la carne a otra olla con un vaso de agua y todo el vino

Añadir las cebollas bien picaditas, el tomate pelado y sin semillas y el pimiento rojo, también cortado en trozos medianos

Por otro lado, pelar los ajos y machacarlos en el mortero con una pizca de sal gruesa y un pellizco de cominos

Cuando se hayan triturado los ajos, agregar una cucharadita de pimentón molido, mezclar bien, y echar a la olla con la carne

Agregar un vaso de aceite, una ramita de tomillo, otra de orégano y dos hojas de laurel y dejar cocer, tapado y a fuego bajo, durante unos 45 minutos, hasta que la carne esté totalmente blanda