• 4 huevos
  • 150 grs de chocolate negro
  • 100 grs de azúcar
  • 75 grs de mantequilla
  • 75 grs de harina
  • 2 cucharadas de vino dulce
  • 1 tacita de miel

Derretir el chocolate en microondas o al baño maría

Aprovechando el calor del chocolate fundido, echar la mantequilla para que se ablande, y mezclarlos bien

Agregar los huevos, la harina, el vino y el azúcar y batir hasta integrar bien todo

Verter la masa en los moldecitos, echar un pequeño chorrito de miel sobre cada uno de ellos, no es necesario mezclar, pues se undirá por su propio peso, y meterlos al congelador al menos 12 horas

A la hora de preparar los coulants, sacar del congelador y dejar fuera durante unos diez minutos

Meter al horno, precalentado a 200º, durante 7 minutos

Desmoldar con cuidado y servir caliente