• 300 grs de harina integral
  • 12 grs de levadura fresca
  • 2 cucharadas de aceite de oliva
  • Sal
  • 1 cucharada de semillas (sésamo, girasol, calabaza, linaza, …)

Poner en un bol la harina integral y agregar la levadura disuelta en un vaso de agua tibia

Echar el aceite, y una pizca de sal y remover con una cuchara de madera hasta integrar totalmente, sin que queden grumos

Echar las semillas según gustos y unir bien todo

Amasar un poco con las manos, formar una bola y dejar en el mismo bol tapado con un paño húmedo en un lugar cálido hasta que suba la masa, llegando a doblar volumen

En este punto, amasar nuevamente hasta quitar totalmente el aire, formar el pan y dejar en la bandeja del horno o molde donde se vaya a hacer el pan

Barnizar con aceite de oliva toda la superficie del pan, y dejar reposando en el horno apagado y frío, hasta levar nuevamente

Cuando haya subido, con un pulverizador, rociar los panes y el interior del horno, o meter en él, un recipiente con un poco de agua para crear humedad al hornear el pan

Encender el horno a 170º y dejar cocer unos 25 minutos